El Christiania S.C., el equipo que nunca fumará solo

Vidal-Folch pone en boca del poeta Aksel Sandemose en su “Grandes borrachos daneses” una gran respuesta a una pregunta inquisitiva del locutor Carl Bjarnhof. Ambos, claro, daneses pero solo uno de ellos tendente a la embriaguez. Bjarnhof le plantea un interrogante abierto de esos que acusan más que cuestionan: –Tiene usted una relación con el ALCOHOL… A lo que Sandemose –“con una voz ronca y profunda” según Vidal-Folch- responde: -No creo que usted sepa lo que es tener SED.

No sé si esta anécdota será o no real –como todo en el fantástico libelo de Vidal-Folch-, pero sí que tengo claro, una vez conocido Christiania, que todo el mundo ahí dentro sabe lo que es tener SED.

20180103_214522
Camiseta del Christiania

Antes de empezar por una parte, hablaré del todo. Copenhague me ha parecido –lo digo después de apenas cuatro días allí, claro- una urbe sosa. Sí, muy ordenada, muy limpia… una mezcla de Viena y Amsterdam en la que parece que nada malo puede pasar –pero tampoco nada bueno-. El parque Tivoli, que habrá quien diga que es evocador y mágico, me ha resultado cursi y nada práctico (pagas entrada y luego vuelves a pagar hasta diez euros por pasearte en una atracción). De hecho, todos los precios son un disparate. Conocer la gastronomía danesa –nosotros lo hicimos en el Groeften, en el propio parque de atracciones- puede costar como poco cincuenta euros por barba y tampoco es que sea gran cosa –y de comer en Noma ni hablamos-. Como dos últimas críticas: museos cerrados en la tarde del 31 de diciembre y todo el uno de enero, horarios de tiendas ridículos en Stroeget –la calle comercial en la que ni madrugan para abrir ni se demoran para cerrar- y un aeropuerto en el que para llegar a la puerta desde donde salía nuestro vuelo de Ryanair tardamos –no exagero- dos horas de reloj (y además en ese recóndito lugar del aeropuerto no había nada más que un Seven Eleven, el oasis tampoco barato para los turistas). En suma, por muy cómodo que les resulte y por mucha hygge –felicidad, más o menos- que digan tener sus habitantes, no puedo recomendar Copenhague como destino turístico nada más que para un par de días. Vamos, que mejor el libro de Vidal-Folch que la película que vi in situ. (Ojo: a lo mejor es que no le encontré el punto y realmente es otra cosa bien distinta).

20171231_124238
Escaparate con productos del Christiania en su tienda oficial

Y ahora voy a Christiania. Es el barrio hippy de Copenhague. Lo es desde que se fundó en 1970 tras derribarse un muro y abrirse a la ciudad lo que fue en tiempos un terreno del ejército danés. Tienen puesto un cartelito a la entrada y a la salida para recalcar que es una suerte de república autónoma que no pertenece ni a Dinamarca ni a la Unión Europea y hay lista de espera para poder ocupar alguna de sus especie de casetillas donde se hacinan sus cerca de, eso dicen, mil habitantes.

Fui el 31 a Christiania movido por la curiosidad, claro, y también para ver si podía indagar un poco sobre la historia del club de fútbol que representa a ese reducto flower-power. Llovía bastante y el suelo estaba algo embarrado. Olía a porro porque se vendían y se consumían porros. Un viejo loco tiraba petardos que más parecían misiles tomahawks y, naturalmente, la tienda de productos del Christiania –de donde esperaba recabar algo más de información sobre el club- estaba cerrada. Tras conocer el producto local y dar una vuelta por el destartalado espacio salí con la sensación de que me resultaría imposible interactuar con alguien que me quisiera explicar algo de su equipo de fútbol, de que cualquier año setenta pasado fue mejor que la actualidad y de que estos hippies modernos daneses son más de Farruquito que de Bukowsky. No sé si me explico.

Así pues, lo que puedo contar del Christiania S.C. es, muy a mi pesar, de otras fuentes que podéis consultar abajo si queréis tener más información. El equipo juega al fútbol desde que se fundó en 1982, pero fuma porros. No es una exageración. O fumaba muchos, según los artículos que he podido leer. Desde su entrenador hasta sus jugadores le pegan a los canutos, que no se pueden considerar precisamente una sustancia dopante.

 

El eslogan del equipo es “Youll never smoke alone” (y no se refieren a Celtas, precisamente) y los patrocinadores de su –preciosa, sin duda- camiseta son Woodstock –un pub-café-club-discoteca-after del barrio- y Allis –una marca de ropa para skaters-. Tiene tanto éxito que hasta el cantante Snoop Dog la ha lucido en algún concierto. He leído –me figuro que será cierto- que el club regala a cada abonado un pack consistente en un paraguas, una fiambrera, y dos porros, uno para cada parte.

Su derbi lo viven con el equipo de la policía local de Copenhague. De hecho, tuvieron que anular alguno de los amistosos que programaron para evitar que las patadas en el verde llegaran a más. La violencia, por cierto, es una de las nueve cosas prohibidas en esta comunidad hippy.

Pero bueno, más allá de todas estas anécdotas queda otra manera de entender la vida basada en la frase que parece que preside el vestuario del Christiania: “Skulder v Skulder”, “Hombro con Hombro”. Muchos jugadores han llegado desde todas las mejores canteras del fútbol danés a este modesto equipo de quinta división –al menos, creo que por ahí andará, no he podido colegirlo de su propia web- únicamente movidos por la libertad que les otorga poder vivir (casi) sin leyes.

20171231_125933
La entrada a Christiania

En Stroeget me compré en una tienda Unisportlife–menos mal que el día 30 y en una de las pocas horas de apertura, porque si no…- una camiseta hummel del Christiania. Me costó, al cambio y de rebajas, 50,29 euros. A su lado, la elástica de Dinamarca, del Brondby, del Odense y del Copenhague. La más vendida con diferencia, de hecho casi no tienen tallas M, la del equipo hippy de quinta división.

Paz y amor.

Fuentes

https://www.pkfoot.com/histoire/christiania

http://www.marcadorint.com/futbol-danes/youll-never-smoke-alone/

http://www.elenganche.es/2012/10/christiania-youll-never-smoke-alone/

https://www.youtube.com/watch?v=prtBx-6VYQA

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s