Jugar ganando, ganar jugando (1-2)

El Córdoba ha ganado. Lo ha hecho después de nueve jornadas sin conseguirlo. Lo ha conseguido, además, en uno de los campos más complicados de la categoría y ante, probablemente, el equipo revelación del torneo. Tal vez todos esos titulares bastarían para resumir el partido del Municipal de Reus, pero tal vez lo más llamativo del marcador sea la manera en la que se ha producido. El Córdoba ha jugado ganando desde el minuto dos porque fue capaz de imponer un ritmo más al principio del encuentro (cosa que no sucedía desde hace dos meses) y luego ha ganado jugando al fútbol, porque nunca renunció a colar el segundo.

Cuando Juli anotó antes de que muchos aficionados reusenses se hubieran sentado ya podían encontrarse motivos para la esperanza. La posición de un Edu Ramos incrustado entre los centrales y obligando a los laterales propios a hacer anchísimo el campo; un Juli omnipresente como antes pero un poco más desahogado por la complicidad de un Borja también activo en tareas de colaboración; un Javi Galán de campanillas que abarcó todo el costado zurdo con solvencia y que volvió loco a Benito, uno de los laterales más destacados de lo que va de campeonato y un Rodri muy participativo y con ganas.

Si a todas esas razones se les da un motivo y un por qué suceden cosas como las de la primera mitad. El Reus causó muy poco peligro y, además, se precipitaba una y otra vez ante la idónea colocación de los de Carrión, que –además- nunca renunciaban a sacar la pelota con criterio desde su portería (algo que, eso sí, atacaba los nervios de los aproximadamente cincuenta-cien seguidores cordobesistas presentes en las gradas del coqueto recinto reusense).

20161204_215051

De cualquier modo, un aparte merece la actuación de Kieszek. Sus paradas fueron aumentando en calibre conforme más arreciaba el ataque del Reus. La última, a disparo de Edgar Hernández, in extremis y con su pierna, resultó incluso tremendamente plástica.

Pero, como escribí antes, el Córdoba no ganó por el polaco (al menos, no únicamente por él). Ganó jugando porque después de marcar siguió buscando la meta rival aunque fuera, naturalmente, de manera más esporádica. Así llegó un segundo tanto bello que ojalá resuma lo que desea Carrión para su equipo. Toque, conducción, desmarque y pegada. Balón por el verde y acierto. Si funciona, Rodri se puede inflar de hacer volteretas y Javi Galán de dar asistencias.

Sería tan injusto no reconocer que el empuje del público del Reus Deportiu mereció un poco más de premio en el tramo final como que el gran trabajo de los blanquiverdes también les hizo acreedores a lo que al final pasó. Tres puntos. Tres puntazos. Una victoria y un panorama que ha cambiado al menos en cuanto a ideas, precisión e intensidad.

Dejó escrito el emperador Adriano que en Tarraco siempre es primavera… y el Córdoba de muy cerca de Tarraco se la ha llevado en sus equipajes.

JUGARON

POR EL REUS DEPORTIU Edgar Badía; Benito, Babic, Atienza, Ángel; López Garai, Folch; David Haro (Jorge Díaz, 69’), Miramón, Fran Carbiá (Querol, 69’); Chrisantus (Edgar Hernández,82’).

POR EL CÓRDOBA C.F. Kieszek; Antoñito, Héctor Rodas, Bijimine, Domingo Cisma; Borja Domínguez (Alfaro, 67’), Edu Ramos; Guille Donoso (Esteve, 50’), Juli (Pedro Ríos, 84’), Javi Galán; Rodri.

GOLES: 0-1, Juli (2’); 0-2, Rodri (59’); 1-2, Babic, 83’.

ÁRBITRO: Pulido Santana (Comité Canario). Amarillas a los visitantes Domingo Cisma (35’) y Antoñito (48’).

ESTADIO: Municipal de Reus, unos 4.000 espectadores. Cien de ellos, cordobesistas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s