El “¡Hola, Fondo Norte!, ¡Hola, Fondo Sur!” se inventó en El Plantío de Burgos

“¡Hola, Fondo Norte!, ¡Hola, Fondo Sur!”. A buen seguro que, me lean desde donde me lean, han escuchado en alguna ocasión ese cántico si son de los que no se conforman con ver el fútbol desde un sofá. Es un soniquete feliz, que suele acompañar a un buen momento del equipo local y que permite que interaccionen puntos distantes del campo tanto en lo geográfico –norte y sur- como incluso en lo social –fondos y tribuna-. Suele preceder a la ola mexicana –es decir, que los aficionados se levanten consecutivamente de su localidad hasta dar la sensación de una corriente marina- que se inventó en el año 86 durante el Mundial de aquel país.

El Plantío Burgos

El Plantío de Burgos

 

Pues bien, si la ola se inventó en México, el “¡Hola, Fondo Norte!, ¡Hola, Fondo Sur!” se inventó por esas mismas fechas en Burgos. Su copyright lo lleva a gala una de esas aficiones sufridas de clase media que ha vivido vaivenes por culpa del maldito parné. De hecho, suelen presumir de ser de los pocos de ese nivel humilde que han visto fútbol de Primera animando dos nombres distintos –primero Burgos C.F. y luego Real Burgos C.F.-.

La iniciativa de saludar de un fondo a otro de El Plantío –campo mítico donde me han llegado a contar que algunas de sus dependencias sirvieron de corral de gallinas hace no muchos años- parte de una peña muy activa durante los años ochenta llamada Pacheta. Era un grupo de seguidores sin ánimo violento, muy viajeros y que funcionaban más como cuadrilla de amigos que como colectivo futbolero que se ubicaban en ese Fondo Sur del estadio burgalés. El nombre de dicha peña –Pacheta- no responde como se pueda creer en un principio al del jugador que vistiera las camisetas de Marbella, Mérida, Espanyol y Numancia –entre otros-. Para ser precisos, no sólo responde al nombre de éste Pacheta (apodo de José Rojo Martín), sino a toda una saga de Pachetas naturales del muy literario pueblo de Salas de los Infantes -lugar de la leyenda de los Siete de Lara de la Gesta y a las faldas de esa Laguna Negra de Antonio Machado: “agua transparente y muda, enorme muro de piedra, donde los buitres anidan y el eco duerme”-. Una saga, por cierto, que llegó al fútbol desde la agricultura. Pacheta ayudó antes de estrenarse con el Burgos en las tareas de trilla y recolección en el negocio familiar como sus otros tres hermanos. Y, cuando no, en un bar también de la familia. El origen del apelativo “Pacheta”, propio como hemos visto de una saga de Salas de los Infantes, se pierde en la noche de los tiempos.

Burgos 86-87Pues bien, los Pacheta que inventaron el “¡Hola, Fondo Norte!, ¡Hola, Fondo Sur!” sufrieron y disfrutaron. Nacen como peña con el nuevo Real Burgos –es decir, tras la desaparición en el 83 del C.F.- y pronto viven un ascenso a Segunda B (ante el Huesca) y otro, agónico a Segunda en el 86 en el último segundo de un partido en el Helmántico (gol de Eizmendi). Por supuesto, también estuvieron en San Mamés el 6 de mayo del 90, cuando un tanto de Juric les regaló un ascenso a Primera con tres semanas aún por disputarse de competición. Dirigía a aquel conjunto Naya, pero en Primera sería Novoa el que haría jugar como los ángeles a los Elduayen (Zamora en el 92 con ese equipo), Balint, Barbaric y compañía (le ganaron en esos años dos veces al Madrid y le empataron al Barça en el Camp Nou).

El Real Burgos aún vive, aunque no lo parezca. La mala gestión de su dinero le hizo bajar tres años después y empezar un lento declive que le llevó a dejar de competir en Tercera en 1996. De manera sorpresiva, en el verano de 2011 y tras quince años sin actividad, el aún presidente de la entidad Juan Antonio Gallego inscribió al club para empezar a competir en la categoría más baja, la Primera División Provincial de aficionados. Actualmente sudan en la Primera División Regional de Castilla y León, mientras que otro Burgos –que ocupó el hueco competitivo dejado por éste Real nacido en el 83 y que tuvo un paso efímero por Segunda en la 2001-02 – pelea en Segunda B en ese Plantío con más de 52 años de vida y por el que han corrido como locales Juanito, García Navajas, Kresic, Portugal… y en el que se inventó, para exportarlo generosamente al mundo entero durante los ochenta el grito de “¡Hola, Fondo Norte!, ¡Hola, Fondo Sur!”.

Fuentes:

http://blog80burgos.blogspot.com.es/2008/04/pea-pachetahola-fondo-nortehola-fondo.html

http://lamedusapaca.blogspot.com.es/2013/05/el-icue-visito-los-pacheta-en-salas-de.html

Hemeroteca Mundo Deportivo

Wikipedia

Anuncios

2 comentarios en “El “¡Hola, Fondo Norte!, ¡Hola, Fondo Sur!” se inventó en El Plantío de Burgos

  1. Alfonso dijo:

    Lo recuerdo muy bien, aquella época con esos saludos en el Plantío de la Peña Pacheta.
    En tu crónica te ha faltado que cuando respondían, se jaleaba “Biennn!!!
    También recuerdo aquel día en que cantaban y enseñaban el carnet ¡La Peña Pacheta ya tiene carnet!
    Muy emocionantes aquellos años.

    Me gusta

  2. Sito dijo:

    En ocasión de los derbis, la grada de lateral se llenaba de aficionados del Valladolid. Se procedía a los saludos “Hola fondo norte-hola fondo sur”, “hola tribuna-hola fondo sur”, “hola lateral-hola fondo sur”, y se jaleaban con el “biennn” que cita Alfonso las respuestas. Entonces, como broche final, las miradas, desde todos los graderíos, se dirigían hacia nuestros vecinos pucelanos, y se les saludaba: “hola hijos de p***!”. No obteniendo respuesta, la afición burgalesa pitaba el presunto desplante de los blanquivioletas.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s